La alianza entre arte y perspectiva social de Microacciona, vuelve a su cita anual con Beniaján poniendo en marcha seis nuevas experiencias

La IX convocatoria de selección de propuestas a desarrollar en el marco del festival Microacciona 2024, ya tiene proyectos ganadores. Este año han sido dieciocho los presentados, todos de excelente calidad, haciendo cada vez más complicada la labor que realiza el jurado para elegir a los seis que serán puestos en marcha.

El pasado jueves, 11 de julio, tuvo lugar la reunión de valoración en base a los criterios reflejados en las bases de la convocatoria, que van desde el conocimiento mostrado sobre realidades que se detectan en Beniaján, a la implicación de colectivos locales en su desarrollo. El fundamento de Microacciona es que todas las propuestas aborden una temática social utilizando el arte como herramienta de mejora y, por ello, se procura que la selección final ofrezca a cada edición del festival experiencias innovadoras basadas en disciplinas artísticas variadas y que propicien además procesos de creación con públicos diversos.

En el jurado no solo toman parte las instituciones organizadoras, que son el Ayuntamiento de Murcia a través del Servicio de Cultura y del Servicio de Artes Escénicas, junto a Convive Fundación Cepaim, sino que también se cuenta con representación de la Universidad de Murcia y del Colegio Profesional de Educadores Sociales de la Región de Murcia. Y este año se ha incorporado además la coordinadora de la Biblioteca Municipal de Beniaján.

Las microaciones seleccionadas han sido:

“Bichos raros”, de Iris Pascual, que propone una experiencia de teatro foro para adolescentes con la que trabajar la diferencia.

“Patchwork”, de Inés Muñoz y Guillermo Carrasco, dirigida en este caso a mujeres adultas para vincular sus recuerdos y memorias con la creación escénica.

“El cartón como materia prima”, un proyecto con el que Eduardo Balanza repite en Microacciona, apostando esta vez por el reciclaje, el diseño y la realización de piezas.

“Souvenir”, de Pedro Guirao, que sugiere vincular testimonios sonoros del vecindario con el callejero del pueblo.

“Colores de la comunidad”, de la asociación juvenil local Promesas de Calle, que busca poner en valor la diversidad cultural a través de la técnica mural.

“Patrimonio natural de Beniaján en dos tiempos”, de María Escarabajal y Mª Soledad González-Reforma, experiencia epistolar intergeneracional utilizando referencias paisajísticas del entorno de la localidad.

Tal y como se establecía en las bases, cada uno de los proyectos seleccionados contará con 700 € asignados por las entidades organizadoras para su puesta en marcha y ejecución a lo largo del próximo otoño.

Beniaján conmemora el 8M plantando árboles dedicados a mujeres referentes de su comunidad

La celebración del Día de la Mujer en Beniaján, por segundo año consecutivo, ha conseguido congregar a centenares de personas en las diversas actividades programadas por sus colectivos sociales y vecinales. Para su puesta en marcha, se ha contado con la implicación de los centros de la mujer “8 de Marzo”, “María Séiquer” de El Bojar y la Asociación de Artesanas de Beniaján, a las que se han sumado las entidades sociales Beto, Columbares, Cáritas Parroquial y Fundación Cepaim, contando también con el apoyo del Ayuntamiento de Murcia.

Los actos han vuelto a tener el Centro Comunitario La Estación de Beniaján como lugar de encuentro. La mañana del día 7 se dedicó a un taller de pancartas en el que tomaron parte usuarias de todas las entidades convocantes, acompañado de la pintura mural realizada en directo por el artista Tcat y un taller de henna, cerrando esta jornada una animada sesión de zumba que puso en movimiento a las asistentes.

El día 8, a las 10 de la mañana, arrancaba una marcha por la Vía Verde de la Cordillera en la que se pudieron mostrar las pancartas realizadas el día anterior, cuajadas de símbolos, de dibujos y de mensajes en favor de la igualdad. Y al regresar de la caminata, tenía lugar el acto más emotivo y simbólico. Se trata de la plantación de árboles que bajo el título “Mujeres de nuestra vida”, dedica cada uno de los nuevos ejemplares a mujeres relevantes para la comunidad de Beniaján, siendo elegidas por las diferentes entidades organizadoras. Los seis árboles de este 2024 se suman a los plantados el año pasado, con la idea de ir generando un “paseo feminista” a lo largo de la Vía Verde.

Mujeres de nuestra vida

Tras las palabras de bienvenida y apertura del acto brindadas por el alcalde pedáneo, Paco Nicolás, dieron comienzo los homenajes. El primero fue para Josefa Barceló, resaltada como vecina ejemplar a propuesta de la Asociación Beto. Fina “de Juan Papá”, como se la conoce entre en vecindario, puede presumir de haber llevado una vida de mujer valiente y luchadora, madre de familia numerosa, pero sobre todo implicada en la vida social y cultural del pueblo a todos los niveles. Ha formado parte de las AMPAs, de las comisiones de fiestas patronales, vinculada igualmente a la Semana Santa y, sobre todo, persona clave en el impulso y consolidación de los Carnavales como una de las celebraciones beniajanenses con mayor repercusión a nivel regional a día de hoy.

Por su parte, el Centro “María Séiquer” ha querido rendir tributo precisamente a la fundadora de esta institución dedicada desde hace décadas a la promoción de la mujer en El Bojar. Se trata de Quiteria Rubio Perea, religiosa perteneciente a las Hermanas Apostólicas de Cristo Crucificado, congregación que tiene uno de sus conventos en esta barriada de Beniaján y desde el que se ha venido realizando una intensa labor social en favor de todo su vecindario. El ejemplo de la hermana Quiteria sigue siendo un faro para las actuales socias de este centro, que no ha perdido la esencia de lo que motivó su creación: dotar de herramientas a las mujeres para que puedan conseguir todas sus metas.

Desde Cáritas Parroquial de Beniaján, la homenajeada ha sido Conchita Escribano Flores, la primera directora que tuvo esta entidad local. A la calidad humana y solidaria de Conchita en favor de las familias más vulnerables, se ha sumado su destacado papel como maestra del pueblo. Su inmensa vocación y su dilatada dedicación como educadora y transmisora de conocimientos y valores para varias generaciones de beniajanenses, ya le valió la concesión de un galardón por parte del Instituto de la Mujer de la Región de Murcia en 2003. Hoy ella misma, aunque jubilada, sigue reivindicando la importancia de la cultura y la formación a cualquier edad para conquistar derechos y alcanzar un futuro mejor.

Clara Alarcón ha sido la mujer elegida este año por Cepaim, historiadora especialista en la Edad Media y, desde hace unos meses, directora del Museo de la Ciudad de Murcia. A su brillante trayectoria como investigadora y documentalista de la historia y el patrimonio del municipio, se suma la perspectiva desde la que viene desarrollando su labor, provista de mirada social y sobre todo tratando de reposicionar a la mujer en el importantísimo papel que ha desempeñado a lo largo del devenir de los tiempos. Proyectos impulsados desde el museo, la radio o sus muchas publicaciones son espacios desde los que devuelve la dignidad a las ignoradas, o con los que reflexiona acerca de la necesidad de que la voz de las mujeres esté presente allí donde se toman decisiones. Esta prestigiosa profesional es además vecina de Beniaján, pueblo al que ha dedicado algunos de sus trabajos y donde ha criado a sus hijos como madre.

Se da la circunstancia de que no todas las mujeres reconocidas este 8M en Beniaján tienen vínculos personales con la población, como ocurre con Silvia Marte, pero su elección responde a la condición que se les otorga como referentes para los colectivos organizadores, en este caso a propuesta de Columbares. Esta artista murciana emergente, fotógrafa especializada en el retrato documental, une a través de su obra sus dos grandes intereses: la mujer y el activismo en la defensa de los derechos humanos. Silvia busca con sus trabajos y proyectos la promoción del diálogo y el desafío a los prejuicios culturales y patriarcales. Y precisamente, este 7 de marzo acaba de inaugurar una exposición en los Molinos del Río que, bajo el título “Vulnerables”, pone el foco en la violencia obstétrica que sufren muchas mujeres.

Otras homenajeadas han sido Carmina Zaragoza y Noelia Pérez, un tándem de periodistas murcianas cuya labor ha querido resaltar, en este caso, el Centro de la Mujer “8 de Marzo”. Son las creadoras de la plataforma informativa “La Tarjeta Morada”, espacio digital que informa a diario sobre el mundo deportivo femenino a nivel nacional e internacional. Actualmente, su incidencia es muy reconocida y han contribuido al cambio paulatino que se percibe en las plataformas de los medios de comunicación, tanto en la presencia como en el tratamiento informativo, dando cada vez mayor protagonismo a la figura de la mujer en el deporte.

Tras la presentación de cada una de las mujeres por parte de los diferentes colectivos, interviniendo también todas las homenajeadas que estaban presentes para agradecer el gesto, se procedió a la plantación de los seis cipreses que, como hitos a lo largo de la Vía Verde, recordarán la contribución realizada por cada una de ellas en favor de un mundo más igualitario.

La jornada concluyó en las instalaciones de La Estación de Beniaján, donde se disfrutó de un almuerzo comunitario y también se dispuso de un micro abierto en el que varias personas compartieron sus reflexiones. Se cerró así todo un programa de actividades que, al igual que el año pasado, congregó a numerosísimo público intergeneracional e intercultural, reflejo de la sociedad de nuestro tiempo. Un público diverso que se ha unido en esta ocasión para llamar la atención sobre los derechos igualitarios, reflexionar de manera conjunta acerca de los retos que siguen en el horizonte y homenajear a esas mujeres cercanas y referentes que desde diversos ámbitos son ejemplo para toda la comunidad.

Diez años de convivencia en el CCI La Estación. Imágenes y testimonios de una década de éxitos compartidos.

Acabamos de dejar atrás 2023, un año que ha sido especialmente significativo para el CCI La Estación de Beniaján por haber celebrado su X Aniversario. Toda una década apostando desde este equipamiento por la mejora social desde la perspectiva de la acción comunitaria y la participación en el marco geográfico de la Cordillera Sur del municipio de Murcia y que, además, ha ido consolidando una manera de incidir en el territorio premiada y reconocida como buena práctica tanto a nivel regional como nacional.

Para CONVIVE Fundación Cepaim es, sin duda, uno de sus espacios más emblemáticos y representativos, convertido en laboratorio de experiencias para la puesta en marcha de proyectos de desarrollo comunitario intercultural que luego ha podido exportar a otros centros. Y para las personas y colectivos que ha venido acogiendo cada día, un lugar abierto al mundo donde compartir vivencias, estrechar lazos de vecindad y construir ciudadanía.

Todo ello se ha querido poner de relieve a través del audiovisual “10 AÑOS DE CONVIVENCIA”, recogiendo imágenes y testimonios de participantes y representantes de instituciones del territorio, así como de personal técnico y voluntario, de la dirección y las coordinaciones de Cepaim, lo mismo que de representantes políticos y financiadores; voces todas ellas que comparten su visión y su experiencia acerca de La Estación. Personas diversas que han vivido en primera persona el día a día del centro comunitario y han formado parte de sus procesos.

La edición de este audiovisual ha sido una más de las cien acciones emprendidas desde el CCI La Estación durante 2023, actividades que han llegado en su conjunto a un total de 5289 personas y que se han conseguido sacar adelante trabajando en red con 64 entidades y colectivos diferentes. Estas cifras se suman ya a las obtenidas en los nueve años anteriores, elevando a 833 el total de acciones realizadas durante toda esta década y a 39942 las personas participantes en ellas, pertenecientes además a unas 60 nacionalidades distintas.

Logros de toda una década que son en realidad el triunfo de una comunidad, la de Beniaján, que ha sabido ver en La Estación ese espacio propicio para el crecimiento personal y para la alianza sólida entre entidades que hacen de la nuestra una sociedad cada vez mejor y más fuerte.

Radio Cobra Diversidad. Una radio-performance en Beniaján

Te ofrecemos el resultado de «Radio Cobra Diversidad», una microacción desarrollada por Eduardo Balanza en la edición del festival Beniaján Microacciona 2023. El artista estuvo realizando durante varias semanas previas un trabajo de campo intenso, recabando entrevistas a personas diversas de la zona.

Finalmente, la mañana del pasado 17 de noviembre, se montó la radio-performance en vivo: una emisora portátil en plena Vía Verde en la que pudo participar también un numeroso grupo de vecinos y vecinas, transeúntes espontáneos y agentes clave del territorio que, con sus intervenciones y conocimientos, enriquecieron el resultado final de esta propuesta que une música, memoria y reflexión compartida sobre Beniaján como lugar de convivencia y comunidad.

Aquí puedes escuchar y disfrutar del podcast completo:

Beniaján inunda su casco antiguo de luz y creatividad

El pasado sábado, 16 de diciembre, Beniaján volvió a vibrar con la celebración de un evento fascinante que por segunda vez ha conseguido sacar adelante la iniciativa vecinal y el impulso del tejido asociativo local para disfrute de toda la ciudadanía. Se trata de “Beniaján en Vela”, organizado desde la Junta Municipal pero cuya puesta en marcha y desarrollo no hubiera sido posible sin la implicación de más de una veintena de colectivos y del propio vecindario. También ha sido importante el apoyo brindado por la Consejería de Política Social, Familias e Igualdad de la Región de Murcia a través del proyecto Periferia-S del CCI La Estación, así como la donación de más de un millar de tarros de cristal por parte de la empresa El Faro.

La edición de 2023 se ha ido forjando, por tanto, como una experiencia de carácter comunitario, intercultural e intergeneracional, que no sólo ha culminado con un éxito rotundo, sino que también ha servido para fortalecer vínculos y el trabajo en red entre personas e instituciones en favor de la comunidad.

Tras meses de preparativos, durante toda la mañana del sábado las calles donde se iba a llevar a cabo la celebración eran un incesante trasiego de personas acarreando cajas repletas de frascos de cristal, de elementos decorativos y de las más de 7000 velas que finalmente han cubierto cada uno de los rincones. El alumnado de los colegios Ntra. Sra. de Fátima y Ntra. Sra. de la Fuensanta, con el apoyo de su profesorado y sus AMPAs, cubrieron de murales y tarros decorados dos de los enclaves. También aportaron toda su creatividad los centros de la mujer de la localidad, 8 de Marzo y María Séiquer de El Bojar, adornando sendas fachadas ante las que recrearon escenarios de ensueño llenos de detalles. Muy llamativa fue la aportación de Cáritas Parroquial, cuajando de velas pintadas con corazones una de las fachadas más bonitas del recinto. La Cofradía del Carmen dispuso sus velas en tulipas antiguas en otro de los espacios, mientras que la Asociación de Artesanas aprovechó el evento para lucir el tapiz “Tejedoras de vínculos” elaborado de forma conjunta por el colectivo. Beto vistió de velas y faroles de forja todos los maceteros, repisas y balcones que rodean su sede, emplazada precisamente en pleno barrio de San Roque. Bajo el lema “La diversidad ilumina”, Fundación Cepaim colmó de tarros multicolores un buen tramo de la Calle del Álamo. Por su parte, como asociación encargada de poner en valor el patrimonio arqueológico e histórico de la zona, Argarruchal preparó un rincón con proyecciones sobre toda esta riqueza a proteger. Y, junto a todo ello, indispensable fue la labor del vecindario, apoyando con la logística y colocando decoraciones propias en sus respectivas puertas y ventanas.

Una sucesión imparable de actividades para todos los públicos

Con todo listo, ya a media tarde, en el interior de la iglesia de San Juan Bautista se daba el pistoletazo de salida al evento con un magnífico encuentro de coros organizado por Via Musicalis de Beniaján, participando junto a la anfitriona las corales Quercus Robur de Villarrobledo y Iuvenis Música de Cartagena. Los cánticos envolviendo la penumbra de unas naves ya alumbradas con cera fueron el mejor comienzo a lo que iría sucediendo después en el exterior, donde con la caída del sol y mientras las temperaturas empezaban a bajar, las llamas de las miles de velas prendidas por incontables manos iban llenando de luz y de calor vecinal las vetustas calles del corazón de Beniaján.

A partir de las ocho de la tarde, en un recinto radiante e inundado por la magia, se fueron sucediendo actuaciones callejeras ofrecidas por otros colectivos artísticos, culturales y deportivos de la localidad. En un espacio se turnaban Teatro Edmundo Chacour y Teatro Abierto, con dos divertidas obras de pequeño formato adaptadas precisamente para el evento. En la entrada al barrio de San Roque, eran la Chirigota de Beniaján y una juglaresa de La Madriguera quienes se iban dando paso para convocar a la concurrencia. Un poco más allá, el coro escolar del colegio de la Fuensanta estuvo entonando varios villancicos. La Agrupación Musical de Beniaján contribuyó con un elegante cuarteto de clarinetes y también con su conjunto coral, interpretando diversas piezas propias de la Navidad. La exhibición de gimnasia rítmica por parte del Club Nita ocupó otro de los enclaves, con sus niñas siempre entregadas y muy bien ataviadas con guirnaldas led, mientras que en un recogido rincón de la Calle Brazal se iban combinando el Chi-kung de la Asociación de Vecinos con las danzas orientales del grupo de Irene Luna. También hubo un espacio juvenil liderado por la Asociación Promesas de Calle con micro abierto y música actual, junto al que se exhibieron varios murales del programa contra mensajes de odio “Está en tu mano” de Columbares firmados por Tcat, realizando allí mismo el propio artista una nueva obra en directo.

Y así fue transcurriendo la velada hasta prácticamente la medianoche, entre el ir y venir de cientos de personas, beniajanenses y visitantes que no se quisieron perder un acontecimiento multitudinario que a nadie dejó indiferente. Por una noche, el casco antiguo de Beniaján volvió a brillar, a ser punto de encuentro y epicentro del movimiento cultural y artístico de todo un pueblo. Y como respuesta a este logro conjunto, así como al sentimiento unánime de quienes lo vivieron, en lo que ya se trabaja es en la definitiva consolidación del evento de forma que se pueda disfrutar anualmente en la localidad, incorporando nuevas ideas y propuestas para que vaya brillando cada vez con una mayor luz propia. Beniaján está en ello.

Un mes de julio lleno de actividad destinada a la juventud de Beniaján

Finalizado el curso escolar, La Estación ha vuelto a ser lugar de encuentro y de impulso de propuestas de ocio especialmente para la juventud local durante el mes de julio. Por un lado, las instalaciones del centro comunitario han acogido muchas de las actividades de las Escuelas de Verano que organizan tanto Caixa Proinfancia de Fundación Cepaim como los grupos 13/17 de Servicios Sociales de nuestra zona, una experiencia que ya vivieron de manera compartida el verano pasado y resultó todo un éxito por propiciar sinergias entre educadores y el estrechamiento de lazos entre los y las menores participantes.

Moda y Tecnología en las Aulas de Creación

Entre el 10 y el 21 de julio se han desarrollado las Aulas de Creación Artístico-Científicas que anualmente lanza el CCI La Estación en colaboración con el Ayuntamiento de Murcia. En esta ocasión han sido dos los talleres propuestos, ambos financiados desde el proyecto Periferia-S de Fundación Cepaim y desarrollados en las instalaciones del Auditorio y Centro Cultural de Beniaján, participando en ellos una veintena de adolescentes.

Uno de los talleres se ha dedicado a la Moda Sostenible y ha estado dirigido por Las Culpass, colectivo murciano cuyos valores para la creación de moda se basan en la sostenibilidad, el reciclaje y el consumo local. Durante las cinco jornadas de duración, las personas participantes han podido dar rienda suelta a su capacidad creativa para transformar y dar un nuevo uso a prendas de ropa que ya no utilizaban; y así fueron confeccionando diversas piezas de vestuario e incluso complementos que finalmente mostraron y lucieron en un show-room organizado sobre el propio escenario del Auditorio.

Para el segundo de los talleres, dedicado a Robótica y Programación, se ha contado con la colaboración de la academia tecnológica Conectados. Los contenidos han incluido desde el montaje de pequeños robots articulados, a la programación de juegos sencillos, el uso de gafas de realidad virtual o una aproximación a la Inteligencia Artificial. El aula se transformó por unos días en un espacio donde también se fomentó el trabajo colaborativo en equipo, tanto para el diseño de los prototipos como para la configuración de circuitos por donde luego los chicos y chicas podían teledirigir los distintos robots motorizados.

Las Aulas de Creación tienen como objetivo fundamental acercar disciplinas y campos profesionales a las personas participantes, de forma que puedan despertar en ellas un talento o una afición. Pero también se busca el fomento de la convivencia y la participación entre ellas, potenciar su imaginación y creatividad en un ambiente de respeto y ocio sano, ayudando además a la conciliación familiar una vez terminado el curso escolar.

El CCI La Estación apoya todas estas actividades desde el proyecto Periferia-S, financiado por la Consejería de Política Social, Familias e Igualdad de la Región de Murcia.

¡Que vivan las tradiciones murcianas!

La iniciativa ha acercado algunas costumbres y tradiciones locales al alumnado de dos colegios de Beniaján, especialmente en unas fechas inmediatamente previas a las celebraciones de las Fiestas de Primavera en el municipio.

Bajo el título “Que vivan las tradiciones murcianas”, se ha desarrollado una experiencia intergeneracional con los centros educativos EEI La Naranja y CEIP N. S. de Fátima, ambos en Beniaján, como parte de su programación de actividades culturales de final de trimestre.

Para su puesta en marcha, además del liderazgo que tenían cada uno de los centros educativos, se ha contado con la colaboración de cuatro instituciones del territorio: el Centro Cultural de Beniaján (Ayuntamiento de Murcia), la Federación de Peñas Huertanas, la Peña Huertana El Celemín de El Bojar y el Centro Comunitario La Estación (Fundación Cepaim). Se tenía además como precedente una experiencia previa desarrollada por el Centro Cultural de Beniaján en 2016 en todos los colegios de la localidad, “La Feria de las Tradiciones”, de la que se han tomado algunas de las ideas para la propuesta de este año.

La actividad ha consistido en dos mañanas de talleres, la del 29 de marzo destinada al EEI La Naranja y teniendo lugar en La Estación, y la del día 30 al CEIP N. S. de Fátima en su propio centro, organizándose una serie de paradas donde el alumnado ha podido participar en grupos, rotando de una a otra hasta disfrutar de todas ellas. Estas paradas tenían contenidos diversos pero todos vinculados a costumbres murcianas y a su evolución en el marco de nuestra vida cotidiana, tratando de ofrecer una visión actualizada de lo que suponen como valor cultural a conocer y preservar.

De los juegos a los utensilios antiguos, y de la artesanía a la transmisión oral de cuentos, bailes y canciones

Ambas jornadas contaron con un espacio donde cada grupo participante pudo conocer y practicar un juego tan típicamente murciano como el caliche, contando para ello con el veterano Paco López de la Federación de Peñas Huertanas. También otra parada, llamada «El Hilero», que posibilitó que niños y niñas manipularan utensilios antiguos utilizados por nuestros antepasados en la vida diaria, la mayoría de cuando no había ni luz ni agua corriente en las casas o los teléfonos funcionaban con cable, dinamizada en este caso por participantes del Taller de Patrimonio “Conoce tu localidad” del Centro Cultural de Beniaján. El alumnado se familiarizó con objetos tan propios de la vida huertana de antaño como la cetra, el candil, la romana o el botijo, un elemento este último de especial relevancia en Beniaján al ser en esta localidad donde se encontró el ejemplar más antiguo de la península, perteneciente a la cultura argárica.

Otro grupo de personas del taller de patrimonio fue el que brindó un espacio para la conversación y el aprendizaje intergeneracional, llamado «A la fresca» y con la tradición oral como protagonista, relatando al alumnado algunos cuentos y enseñándoles canciones de su infancia; también llevaron algunas fotografías de sus tiempos de escuela, para compartirlas y hablar de los cambios que se detectan en ellas respecto a los grupos escolares de hoy en día.

El Centro Cultural de Beniaján posibilitó que la actividad pudiera contar con unas auténticas artesanas del esparto, quienes explicaron al alumnado algunas características y técnicas de este antiguo oficio, mostraron algunas de las piezas que realizan y pusieron en valor la importancia de una labor tradicional sostenible que utiliza como materia prima una fibra vegetal íntimamente ligada a nuestro paisaje.

Por último, en el CEIP N. S. de Fátima se contó además con un espacio dedicado a la música, el baile y el vestuario tradicional gracias a la implicación de un integrante de la Peña Huertana El Celemín y a un grupo de alumnas del propio colegio que forman parte de esta entidad folklórica ubicada en El Bojar. El cierre de la actividad en dicho centro fue, precisamente, un multitudinario baile de jota en el que tomaron parte todos los participantes tras haber aprendido durante la jornada algunos de sus pasos.

Esta propuesta, en la que finalmente han participado un total de 250 alumnos y alumnas de infantil y primaria entre ambos centros, pretendía darles a conocer diversos aspectos de las costumbres murcianas de una manera lúdica y divertida. También reforzar valores culturales y patrimoniales del territorio del que forman parte. Y todo ello favoreciendo experiencias de intercambio intergeneracional. La implicación del Centro Cultural de Beniaján ha supuesto una atención a las demandas que se realizan desde las instituciones educativas de la zona en favor de la cultura y la dinamización del patrimonio. Y la colaboración aportada desde el CCI La Estación de Beniaján ha respondido al objetivo de complementar el trabajo en red que se lleva a cabo con los centros educativos en favor de la convivencia y los valores cívicos, orientando y apoyando sus iniciativas y procesos.

Toda una experiencia de aprendizaje, con la cultura como protagonista y la transmisión intergeneracional como herramienta, en la que la suma de agentes del territorio ha conseguido un resultado más enriquecedor, más completo y efectivo, pero sobre todo más cercano.

Esta actividad se ha apoyado desde el CCI La Estación a través del proyecto Periferia-S de Fundación Cepaim, que financia la Consejería de Política Social, Familias e Igualdad de la Región de Murcia.

El 8M en Beniaján une a mujeres, colectivos e instituciones en favor de la igualdad

La conmemoración del 8M este año en Beniaján, bajo el título de “Unidas plantamos igualdad”, ha estado liderada por las asociaciones y colectivos de mujeres de la localidad, contando con el apoyo del Ayuntamiento de Murcia, de la Junta Municipal y de tres entidades sociales que intervienen en este territorio.

La iniciativa partió del renovado Centro de la Mujer “8 de Marzo” de Beniaján, a la que enseguida se sumó el Centro de la Mujer de El Bojar y la Asociación de Artesanas de Beniaján, una alianza fortalecida por Columbares, Beto y Fundación Cepaim como entidades que siempre han apostado por el fomento del trabajo en red, acompañando y colaborando especialmente en este tipo de conmemoraciones. Se ha conseguido así convocar a la ciudadanía con una programación conjunta de actividades que, durante los días 7 y 8 de marzo, han congregado en el CCI La Estación a centenares de personas.

Durante la mañana del 7 de marzo, se organizó un taller de pancartas en el que numerosos grupos de mujeres pudieron confeccionar sus carteles repletos de lemas, dibujos y mensajes en diversos idiomas, todos en favor de la igualdad real de derechos y en contra de la violencia de género. Especialmente significativa fue la participación de mujeres privadas de libertad pertenecientes al Colectivo Paréntesis, así como mujeres racializadas o con estatus de persona refugiada tras haber huido de países donde actualmente no se respetan los derechos humanos. Finalizado el taller, la jornada se cerró con una sesión de fitness en el muelle del centro comunitario.

Mujeres de nuestra vida

El 8 de marzo arrancó con un acto de bienvenida en La Estación y posterior inicio de la marcha prevista a lo largo de la Vía Verde, teñida en esta ocasión de violeta en una mañana muy luminosa. Fue una hora de caminata en la que participó más de un centenar de personas, muchas mostrando las pancartas realizadas el día anterior. Y fue al regresar cuando tuvo lugar el acto más emotivo y simbólico: la plantación de árboles dedicados a seis mujeres elegidas por cada una de las entidades participantes.

El Centro de la Mujer de Beniaján quiso distinguir a Manuela Sevilla Moreno, maestra y directora teatral nacida en La Roda (Albacete) en 1949, pero murciana de adopción. El colectivo destacó que haya dedicado toda su vida a la educación y al teatro, siempre con una mirada social y de lucha en favor de la igualdad de oportunidades ante el acceso a la cultura, así como en lo referente a los derechos de la mujer. También que haya sido continuadora del legado teatral del recordado Edmundo Chacour, manteniendo en Beniaján desde 1979 una escuela de teatro amateur que trabaja con infancia, juventud y mayores, la cual sigue dando brillantes frutos a día de hoy.

El Centro de la Mujer “María Séiquer” de El Bojar tuvo la oportunidad de homenajear a la religiosa que da nombre a dicha entidad. María Séiquer Gayá, nacida en 1891, fue recordada por sus compañeras durante la presentación como una mujer adelantada a su tiempo, de las primeras conductoras de coche en Murcia y sobre todo como persona de talante alegre y generoso. Junto a Amalia Martín, fundó en 1939 la congregación de Hermanas de Cristo Crucificado, dedicada especialmente a llevar la educación y formación a lugares humildes. Muy relevante fue el papel asistencial y de ayuda desarrollado en el barrio de El Bojar desde mediados del siglo XX, donde hoy mantienen una de sus casas, colaborando en mejorar la calidad de vida de sus habitantes.

Por parte de la Asociación de Artesanas de Beniaján se eligió a Carmina Cánovas Valera, siendo una de sus fundadoras y actualmente la más veterana del colectivo. Desde dicha entidad, Carmina ha venido fomentando la puesta en valor de la artesanía vinculada a la costura y el bordado, así como el aprendizaje y la difusión de técnicas tradicionales entre mujeres de la localidad.

Columbares quiso mirar al pasado y rescatar la figura de una mujer que forma parte de la historia del municipio. Jamila, cirujana judía que vivió en Murcia en el siglo XIV, está considerada como su primera médica oficial. El Concejo de la ciudad le otorgó las preceptivas licencias para poder ejercer la profesión tras haberla aprendido como ayudante de su esposo, ejerciendo desde entonces y durante años con tanto o más éxito.

En todas las localidades existen esos perfiles de mujer que, más allá de su papel profesional o al frente de la familia, dedican gran parte de su tiempo a la comunidad en la que viven. Es el caso de Carmina Narváez Nicolás, impulsora desde los distintos colectivos con los que colabora de iniciativas que siempre abogan por el encuentro y la convivencia vecinal. La Asociación Beto quiso aprovechar la ocasión para homenajearla, dedicándole su árbol como vecina ejemplar de Beniaján.

Por último, por parte de Cepaim se eligió a María Ponce Murcia, joven Historiadora del Arte y creadora de contenidos en Youtube bajo el nombre “La Heredera de Lilith”. Se destacó que esté centrando su trabajo investigador y divulgativo en el papel que ha desempeñado la mujer dentro de la Historia del Arte; una presencia tradicionalmente relegada a un segundo plano y que María, con un lenguaje actual y dirigido a las generaciones más jóvenes, trata de reposicionar en el lugar que corresponde a esas mujeres que fueron modelo, autoras o mecenas de nuestro patrimonio artístico.

Cerró la ronda de presentaciones el alcalde de Beniaján, Francisco Nicolás Martínez, quien dirigió palabras de gratitud a todas las mujeres y remarcó la necesidad de poner en valor, no sólo en una fecha señalada como ésta, sino todos los días, el papel que tienen en la sociedad. Hubo también menciones a Toñi García Rodríguez, de Beto, quien ha sido distinguida este año con el premio regional “8 de Marzo” a la Mujer Murciana que entrega el gobierno de la Comunidad Autónoma, reconociendo los más de veinte años que lleva dedicada a proyectos de integración de mujeres vulnerables.

Después se procedió a la plantación de los árboles en la Vía Verde por parte de cada una de las entidades. Junto a ellos se fue instalando un cartel con el nombre de las homenajeadas, y tres de ellas, María Ponce, Carmina Narváez y Manuela Sevilla, estuvieron incluso presentes y pudieron disfrutar en persona del momento.

Los ejemplares plantados fueron cedidos por el Servicio de Parques y Jardines del Ayuntamiento de Murcia, tratándose de cipreses, unos árboles cargados de esa simbología que conecta lo terrenal con lo trascendente. La iniciativa ha tenido tan buena acogida que ya se prevé repetirla en sucesivas conmemoraciones del 8 de marzo, incorporando cada año nuevos cipreses con el nombre de más mujeres relevantes para la ciudadanía y los colectivos del territorio.

El cierre del día tuvo lugar en el muelle del centro comunitario, con un almuerzo ofrecido por las entidades organizadoras y colaboradoras, un micro abierto donde varias mujeres pudieron trasladar mensajes, recitar poemas y animar a la reflexión, además de un photocall.

Han sido dos jornadas brillantes, participativas, reivindicativas y cargadas también de emociones. De reconocimiento a mujeres tanto del siglo XIV como del siglo XXI, de ideologías y culturas diversas, del pueblo y de fuera de él… pero convertidas todas en ejemplo y referencia para la sociedad. Días de encuentro entre mujeres, entre colectivos e instituciones, para construir juntas desde Beniaján un mundo cada vez más más igualitario.

Estas actividades se han apoyado desde el CCI La Estación a través del proyecto Periferia-S de Fundación Cepaim, que financia la Consejería de Política Social, Familias e Igualdad de la Región de Murcia.

Unidas plantamos igualdad

Con motivo de la conmemoración del próximo Día Internacional de la Mujer, desde los centros de la mujer «8 de Marzo» de Beniaján, «María Séiquer» de El Bojar y «Artesanas de Beniaján», contando con el apoyo de diversas entidades sociales de la localidad, la Alcaldía de Beniaján y el Ayuntamiento de Murcia, se han programado una serie de actividades gratuitas y abiertas a la participación de la ciudadanía bajo el título general de «UNIDAS PLANTAMOS IGUALDAD».

Se trata de una iniciativa que promueve el trabajo en red y la unión de diferentes entidades locales para reivindicar y compartir espacios y actividades de manera conjunta en esta fecha tan simbólica.

Las organizaciones sociales implicadas son Columbares, Beto y Cepaim, apoyando la programación de los eventos que se desarrollarán durante los días 7 y 8 de marzo de 10:00 a 13:00 horas en el CCI La Estación y la Vía Verde.


7 DE MARZO

10:00 Taller de Pancartas, utilizando materiales reciclados.

12:00 Sesión de Fitness.

Ambas actividades se llevarán a cabo en las instalaciones del CCI La Estación.


8 DE MARZO

10:00 Marcha por la Vía Verde, saliendo desde el CCI La Estación. Tendrá una duración aproximada de 1 hora y se sugiere llevar ropa cómoda y una prenda o complemento color violeta.

11:00 Plantación de arbolado en homenaje a las mujeres de nuestra vida. Se plantarán seis cipreses donados por Parques y Jardines del Ayuntamiento de Murcia y cada entidad participante bautizará uno de los árboles con el nombre de alguna mujer representativa.

12:00 Micro Abierto. Contaremos con un espacio de reflexión donde todas las personas que quieran podrán hablar, leer, recitar sobre temas relacionados con la mujer.

Mientras se lleva a cabo el micro abierto, se realizará un pequeño almuerzo comunitario donde repondremos fuerzas, comiendo bizcochos, cafés, tés, frutas, etc…

12:30 Photocall. Como cierre del evento, habrá un espacio donde se podrán hacer fotos con lemas, imágenes y objetos relacionados con el 8M.

Muestra Final de Beniaján Microacciona 2022

El próximo viernes, 2 de diciembre, a partir de las 17:30 horas, tendrá lugar en el Centro Comunitario Intercultural “La Estación de Beniaján” la muestra final del festival Microacciona 2022. Constituirá el cierre de una edición en la que se han llevado a cabo seis microacciones: “Toda una vida” (Vuela Música), “Las sinsombrero” (Teatro Edmundo Chacour), “Viaturas” (Ana Mula Projects), “#BFF WTF? LOL #YOLO” (Trama Teatro), “Encaja-T” (Teatro Silfo), y “Tejedoras de vínculos” (Inma Latorre y Nana Pez).

Las actividades han estado enfocadas este año, como en ediciones anteriores, tanto a público infantil como adulto. Muy significativa ha sido la participación de personas mayores usuarias del Centro de Estancias Diurnas de Beniaján. También se ha dirigido a las mujeres, con la colaboración de colectivos como la Asociación de Artesanas de la localidad y la Asociación Beto. Y dos de las acciones se han dedicado específicamente a jóvenes del territorio. En su conjunto, un centenar de personas han participado en las distintas experiencias puestas en marcha desde mediados de octubre hasta esta misma semana. Y sobre su implicación en cada una de ellas, trabajando la mejora social y la convivencia a través de las diversas disciplinas artísticas, es de lo que se hablará en la muestra final de la que disfrutaremos este viernes. Una puesta en común de resultados artísticos y sobre todo vivenciales.

El festival Microaciona se organiza conjuntamente desde el Auditorio y Centro Cultural de Beniaján (Ayuntamiento de Murcia) y el CCI La Estación (Fundación Cepaim), a través del proyecto Periferia-S que financia la Consejería de Mujer, Igualdad, LGTBI, Familias y Política Social de la Región de Murcia.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para una mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las cookies y de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies